Decía Gandhi que perder la paciencia es perder la batalla. Y como a mi no me gusta perder ni a las chapas, más de un mes después de que anunciase mi viaje a la EXPO de Milán ¡aquí estoy!

Tengo que contaros que he cumplido el programa de visitas culturales milanesas de mi anterior post al pie de la letra y que, además, lo he ampliado bastante. Para que luego digan que una escapada de 4 días no da para nada, pues si me dejan aquí una semana más me hacen guía oficial y en italiano, no os digo más.

Después de haber perdido el avión una vez y haber retrasado los billetes otra, por fin, el jueves pasado, el amordemisamores y yo aterrizamos en el aeropuerto de Milán – Linate, que está muy próximo a la ciudad, a una distancia aproximada de 7 Km. Un taxi desde allí al centro no debería exceder de 20€. Una excelente alternativa es ir en metro, apenas costará 1,50€ por trayecto y podéis hacerlo sin más, en caso de que viajéis con equipaje de mano. En cambio, si vais con un equipaje de dimensiones entre 50 cm y 90 cm, tenéis que comprar un ticket adicional y si ya es mucho más grande, no estaría permitido, por lo que de ser el caso, os exponéis a una multa. El mismo billete es válido para hacer el recorrido en el autobús, con lo cual ya queda a gusto personal.

Si tu vuelo aterriza en el aeropuerto de Malpensa, pensad muy bien antes de coger un taxi, pues la gracia podría costar entre 70 y 100€, dado que el aeropuerto dista del centro de Milán en más de 50 Km. Una excelente alternativa es hacer el traslado en autobús,  cuesta 14€ por persona ida y vuelta y tarda unos 50 minutos. Otra buena opción es el metro, cuesta 16€ y tarda un poco menos, pero te pierdes el paisaje.

Después de pasar lo que quedaba del jueves y todo el viernes visitando Il Duomo, la Scala, la Galeria Vittorio Emanuele II, el Castillo Sforcesco y Santa Maria Delle Grazie (conoce más de estos lugares aquí), decidimos que el viernes ya era hora de acercarnos a ver qué se cocía por la Expo Milano 2015. Así que, tras tomar nuestro delicioso desayuno, por 2.50 € nos plantamos en la puerta del recinto ferial en 15 minutos de trayecto en metro. No es necesario madrugar, pues está abierta al público de forma ininterrumpida desde las 10:00 y hasta las 23:00.

Al llegar a la Expo, me encontré con una de las mayores aglomeraciones de gente que había visto en mi vida, y por si estáis pensando que exagero, adjunto a estas líneas el documento gráfico que lo demuestra. Aunque pasado el primer susto, tengo que decir que la experiencia ha sido, sencillamente, maravillosa. La gente aquí es educadísima y las colas que parecían interminables desaparecían casi con la misma rapidez que se formaban, así que todo fue sobre ruedas.

Bajo el lema “Alimentar el planeta, energía para la vida”, los italianos han conseguido aunar, como solo ellos saben, diseño y cultura en un espacio original y de una belleza increíble. 80 pabellones, 146 países participantes y más de 5 km2 de recorrido son muy difíciles de resumir en un post, pero creo que con algunas de estas fotos os haréis una idea de cómo se las gastan por aquí:

El sábado, agotados ya de tanta aglomeración, decidimos acercarnos a la Estación de Milán para ir una vez más a Florencia. Llegamos a la bella capital toscana en 1 hora y 45 minutos, el coste de los billetes fue de 100 € por persona pero es una gran inversión si nunca has ido, o si como nosotros nos encanta volver una y otra vez. Solo estuvimos unas horas, ¡pero qué horas! No hay palabras, queridos, esa ciudad es mágica, diferente e inigualable a partes iguales. Para siempre quedarán grabados en la retina algunos de los lugares más bellos del planeta:

  • La Piazza del Duomo: con la catedral, el Battisterio di San Giovani y el Campanile, forma una de las imágenes más famosas de Italia y del mundo.
  • El Ponte Vecchio: es el puente de piedra más antiguo de Europa y el símbolo de la ciudad de Florencia. Lleno de joyerías y tiendas de souvenirs, si no tienes una foto en el Ponte Vecchio, tu paso por la ciudad no habrá merecido la pena.
  • La Iglesia de Santa Maria Novella: para mi, la iglesia más bonita de Florencia. La entrada cuesta 5 € por persona y creo que los pagaría a diario si viviera allí. Dentro se encuentra la farmacia más antigua de Europa que lleva abierta ¡4 siglos! Está claro que a estos no les afecta la crisis….
  • La Iglesia de Santa Croce: es la iglesia de la orden de los franciscanos más grande del mundo. Famosos personajes como Galileo Galilei o Miguel Ángel, entre otros, descansan en este lugar.

Al igual que en el resto de Italia, no hace falta mucho dinero para comer bien en Florencia. En cualquiera de las pequeñas trattorias de sus calles comerás genial y a buen precio. Si no queréis perder ni un minuto, como yo, podéis comprar un buen trozo de pizza al taglio (al corte) y enseguida continuar admirando la ciudad.

Ya de regreso a Milán y animados por el gran día que habíamos pasado en Florencia, decidimos lanzarnos al turisteo y visitar al día siguiente el Lago di Como. Si os animáis a ir, esta es una de las mejores excursiones que se pueden hacer desde Milán. Coges el tren en la estación de Cardona y por solo 4.50 € y en 40 minutos te plantas allí a pasar el día. No me digáis que no es un planazo ¡y encima baratísimo!

En Como las opciones son todas estupendas. Hay unos barquitos para navegar por todo el lago de los que puedes subir y bajar para visitar los pueblos que lo rodean. Por 25 € todo el día, o por 8.90 € si quieres navegar 1 hora y ver los pueblecitos más famosos, puedes disfrutar de un buen paseo en barco y unas vistas únicas. Como mi acompañante no es muy marinero, escogimos esta segunda opción, lo cual fue un acierto porque nos permitió parar a la vuelta a comer en el Caffe Monti. Un sitio precioso que nos había recomendado el barquero, con una comida buenísima y un precio aun mejor.

Debo confesar que mis últimas horas en Milán las he gastado lanzándome al hedonismo en estado puro. Y ¿sabéis qué? creo que podría pasar una temporada aquí, entre diseño, arte, restaurantes y capuccinos, pero me pasa siempre igual con cualquier ciudad de la bella Italia.

Mer

¿Te gusta Italia? ¿Conoces Milán, Florencia o el Lago di Como? Dame tus trucos y consejos o consúltame lo que quieras sobre este u otros destinos.

Si quieres saber más sobre Milán: https://www.viajamor.com/blog/48-horas-en-milan/

Viajes baratos a Milán: https://www.viajamor.com/vuelo-mas-hotel/

Vuelos low cost a Milán: https://www.viajamor.com/vuelos/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo

Acepto la política de privacidad. *

Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú